Kelly Slater, leyenda viva del surf, celebra su 40 cumpleaños ultimando su puesta a punto. Participará dentro de 10 días en la primera prueba del año del circuito WT: el Gold Coast.

Basta con ver el vídeo superior para comprobar que Kelly Slater se mantiene en forma a sus recién estrenados 40 años. Nadie duda de que está en condiciones de luchar por su duodécimo título mundial, pero el californiano aún no ha desvelado si completará el circuito WT o si se prejubilará de las olas. Por ahora sólo ha confirmado que participará dentro de 10 días en el Quiksilver Gold Coast de Australia, primera cita de la temporada de la Liga de las Estrellas del surf.

Los rumores sobre el retiro definitivo de Slater es una tónica que se repite cada temporada desde hace muchos años. El surfista juega con su silencio mientras en realidad hace lo que más le gusta: cabalgar paradisíacas olas como las que acaba de saborear en Fiji, mismo lugar donde la temporada pasada anunció que sí pugnaría por un título que acabó conquistando.

“Estoy en un momento de transición donde estoy revaluando mi vida: probablamente hay un poco de miedo porque uno está acostumbrado a una sola cosa, pero al mismo tiempo es emocionante porque se abre una vida completamente diferente, una oportunidad de experimentar cosas diferentes”, se limitó a señalar sobre su futuro un misterioso Slater, quien dejó otra frase para los más pesimistas: “Si el próximo torneo [el Gold Coast] no fuera de mi patrocinador, no sé si iría”.

Aunque su posible adiós encajaría perfectamente en una eficaz campaña de marketing para lograr un mayor impacto mediático en su estreno de temporada, los que le conocen aseguran que todo depende de las sensaciones que haya tenido durante su puesta a punto. De hecho, hay motivos para pensar que Ke11y no va de farol. Y es que en 1998, tras levantar su sexta corona, el estadounidense decidió abandonar la competición profesional para dedicarse a sus otras pasiones: la música y el golf. Tras unas vacaciones de tres años de duración, el surfista regresó a la elite convertido en mito.

Números de rey en el agua y en tierra
Kelly Slater ha demostrado su talento en el agua con una carrera que acumula unos registros descomunales: 11 títulos de la ASP (1992, 1994, 1995, 1996, 1997, 1998, 2005, 2006, 2008, 2010 y 2011), primer surfista en anotar dos perfectos 10, 48 victorias en el WT, cuatro galardones Laureus y más de tres millones de dólares en premios.

Pero, sin duda, su cuenta corriente engorda gracias a empresas de la talla de L’Oreal, Pentax, Mercedes, Apple o, su patrocinador principal, Quiksilver. Dicen que el contrato con esta última compañía le otorga unos ocho millones de dólares al año. Además, según publicó The Sydney Morning Herald, cuando Slater se adjudicó su décimo campeonato rechazó un plus de 10 millones de dólares a cambio de hacerse con el 3% de las acciones de Quiksilver.

Si finalmente el rey de riders se aleja de las olas, no tendrá probemas para brillar en otros campos. A lo largo de sus 20 años en activo, Kelly Slater ha tenido tiempo para aparecer en varios proyectos cinematográficos (Letting Go, Cloud 9, A Fly in the Champagne), de televisión (Los vigilantes de la playa, The Ultimate Wave de Tahití en 3D o Locos por el surf) y de música (con el cantante de Pearl Jam, Eddie Vedder, Ben Harper o Jack Johnson, además de lanzar el álbum Song From the Pipe). Incluso ha publicado libros (Pipe Dreams, Fort he Love), desarrollar juegos de ordenador (Slater Pro Surfer) y diseñar ropa y tablas de surf.

articulo via EL Mundo.es